Una sociedad con miedo

Una sociedad con miedo

1.4.16
1.4.16

 

 

 

Los uruguayos vivimos con miedo. Ni en nuestras propias casas podemos sentirnos seguros.

Lo peor que puede pasarnos es acostumbrarnos a vivir con temor y caer en una resignación, que lleve a la inacción. Porque precisamente acción es lo que reclama la hora actual.

Las medidas que deberán adoptarse serán necesariamente variadas, combinadas, complementarias, de corto, mediano y largo plazo. No hay soluciones mágicas. Pero la actual pasividad no es una opción.

 

Deja un comentario

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> 

required