Dr. Jorge T. Bartesaghi
Dr. Jorge T. Bartesaghi
1/4/16
1/4/16

En estos últimos tiempos la crónica policial no deja de sorprendernos día a día dando cuenta de hechos de violencia que, por su heterogeneidad, inusitada gravedad o desproporción entre el daño causado y su presunto “beneficio”, evidencian una escalada delictiva sin precedentes.

Y no se trata de cuantías o estadísticas. Se trata sí de entender que la extensión de la violencia contra la vida o integridad física de las personas ya no conoce límites de especie alguna, y que su crecimiento exponencial, no solo cuantitativo sino especialmente cualitativo, nos enfrentan a una realidad hasta hoy desconocida, pero ineludible de enfrentar.-

El asesinato de trabajadores del taxímetro, el asalto y copamiento de comercios, muchos de ellos localizados en barrios muy humildes, el ajuste de cuentas, generalmente de delincuentes, pero ejecutado con total desprecio de la vida de terceros inocentes que circunstancialmente los rodeen, la aparición del “sicariato” escoria criminal sin ninguna sensibilidad, el aberrante asesinato del comerciante de Paysandú por el solo hecho de ser judío, o la muerte de un joven por el simple uso de una “camiseta” deportiva nos imponen reconocer que la violencia no reconoce barreras de ningún tipo y afecta todos los ámbitos de la sociedad. Continuar leyendo

Aníbal Steffen
Aníbal Steffen
1.04.16
1.04.16

Dicen que la esperanza es lo último que se pierde. Será necesario apelar a los retazos de optimismo que se esconden en las entretelas de nuestra fatigosa experiencia. Es probable que valga la pena dedicar paciencia, tiempo, esfuerzo e inteligencia a la incierta tarea de comprobar hasta dónde llegan las intenciones del Presidente de la República. Vázquez, por boca de calificados voceros y utilizando los medios de comunicación como vehículo, anunció su disposición a dialogar sobre el candente tema de la seguridad ciudadana. O, al menos, eso entendieron los periodistas que cubrieron la extraña conferencia de prensa.

En primera instancia fue un anuncio público, bastante ambiguo por cierto, realizado por el director de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto, Álvaro García, al finalizar del último Consejo de Ministros.

Se refirió en términos muy poco concretos y específicos a la puesta en marcha del “Plan Nacional de Cultura Democrática y Humanista”, que fue el último de los 10 puntos anunciados por el Dr. Tabaré Vázquez al ganar las internas de 2014.

Difícilmente se desprendía de sus palabras la idea de un acuerdo multipartidario que permitiera implementar políticas de seguridad con amplio apoyo político. Continuar leyendo

Dr. Jorge Larrañaga
Dr. Jorge Larrañaga

(10/04/16)  Estamos viviendo en una sociedad fragmentada. Es notorio como venimos perdiendo sentido de comunidad y que se ha resentido la convivencia nacional. Nos viene ganando la violencia y la delincuencia. Los uruguayos se sienten desamparados y han perdido uno de los principales derechos, el derecho a estar en paz. Esa derrota no es admisible para ningún Estado.

“Hay que combatir las causas del delito” se nos dice cuando planteamos una serie de medidas de urgencia. “Hay que educar, rehabilitar, formar en valores, predicar con ejemplos, estimular la cultura del empleo, generar oportunidades”. Por supuesto que sí. Estoy -como todo el mundo- de acuerdo con ello. El tema es que en todas esas materias el gobierno del Frente ha fracasado.

Tengo claro que no solo legislando sobre penas y delitos se soluciona el problema. Pero también se necesita combatir a la delincuencia.

Hay dos tiempos en la lucha contra la delincuencia. La respuesta inmediata, de urgencia, frente a una situación de excepcional gravedad; y el tiempo del combate de las causas, que viene siempre, de una política de  largo plazo. Continuar leyendo